El pasado fin de semana, se disputó en  Atenas la primera Copa del Mundo de la temporada de gimnasia rítmica. En la localidad de Faliro, la gimnasta individual Alba Bautista, acompañada por la seleccionadora Alejandra Quereda, la juez Teresa Muñoz y la fisioterapeuta María Llamazares, dio el pistoletazo de salida a la temporada en cuanto a las competiciones internacionales.

Tras la jornada de clasificación, Alba concluyó en 16ª posición de la clasificación general con un total de 102.500 puntos, tras sumar 23.650 puntos en aro, 26.650 en pelota, 25.050 en mazas y 27.150 en cinta, siendo primera reserva para la final de último aparato. La clasificación general estuvo liderada por la italiana Sofia Raffaeli (122.650), la plata fue para la israelí Daria Atamanov (120.650) y el bronce para la israelí Michelle Segal (116.650).

Foto/Fuente: RFEG

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, aceptas el uso de estas tecnologías y el procesamiento de sus datos para estos propósitos.
Privacidad